¿Dónde puedo ver las mejores series de la historia?

Moltisanti

Recomendación de la semana

Calendario Estrenos 2017

Moltisanti

Recomendación de la semana

Mi experiencia como usuario de HBO España

Moltisanti

Recomendación de la semana

Fin de ciclo para las series de viajes en el tiempo

Moltisanti

Recomendación de la semana

Taboo es otra miniserie británica que no es miniserie

Moltisanti

Recomendación de la semana

Las temporadas de pilotos de Amazon

Moltisanti

Recomendación de la semana

Galería con los Mejores Personajes de Series de Televisión

Moltisanti

Recomendación de la semana

Las productoras de las estrellas de cine y televisión

Moltisanti

Recomendación de la semana

Las series de 10 temporadas están en peligro de extinción

Moltisanti

Recomendación de la semana

Expediente X: Guía para descubrir la "verdad"

Moltisanti

Recomendación de la semana

La taquilla de las series

Moltisanti

Recomendación de la Semana

La irrupción de las antologías por temporadas

Moltisanti

Recomendación de la semana

Las barreras de entrada de The Wire

Moltisanti

Recomendación de la semana

Review Lost 6x17/18: The End

Moltisanti

Recomendación de la semana

Las Frases de Baltimore

Moltisanti

Recomendación de la semana

Para la última entrada del año por el Carrusel, vuelvo a preparar un recopilatorio con todas mis series finalizadas durante estos 365 días. Una menos que en 2013. Aquí va mi pequeño homenaje para siete grandes que se han despedido para siempre (aunque  nunca se sabe y menos en los tiempos que corren de retornos inesperados y descancelaciones) en este 2014. Play y al lío:

How I Met Your Mother (2005-2014)

Californication (2007-2014)

Utopia (2013-2014)

Wilfred (2011-2014)

The Killing (2011-2014)

Boardwalk Empire (2010-2014)

Sons of Anarchy (2008-2014)

Iba a decir que seguro que podréis sumar otras series a este homenaje pero, sin contar las canceladas en su primera temporada, tampoco ha habido muchas más despedidas a lo largo de 2014. Únicamente me vienen a la mente 'True Blood' (no la he añadido en mi recopilatorio porque hace dos temporadas que abandoné Bon Temps), 'The Newsroom' y 'White Collar'. ¿Alguna otra? En cuanto al 2015, hasta la fecha ya cuento con tener que despedirme de 'Justified', 'Parks & Recreation' (aunque todavía tengo pendiente la sexta temporada), 'Luther' y 'Mad Men'. Además, también concluirán su recorrido: 'Nurse Jackie', 'Cougar Town', 'The League', 'Continuum', 'Two and a Half Men', 'The Mentalist', 'Glee', 'Hot in Cleveland' o 'Hemlock Grove'. En el capítulo de "retornos-descancelaciones", mención especial para la película de 'Entourage' que llegará el 12 de junio a los cines de Estados Unidos y el 21 de agosto a los de España. No me olvido de uno de los bombazos de este año, la vuelta de 'Twin Peaks', pero los nuevos episodios son para 2016. Remato la función lanzando la última pregunta del millón del año: ¿Cuántas series has finalizado durante 2014?

Desde Carrusel de Series quiero desearos unas muy felices fiestas. Nos leemos a la vuelta de las vacaciones (y me disculpo por adelantado por no poder responder ningún comentario hasta entonces). Disfrutad a lo grande de estos días, como siempre, con o sin series. ¡Feliz Navidad!
Toca comentar el último viaje de 'Sons of Anarchy'. Si todavía no sabes qué deparaban las curvas finales a Jax Teller y compañía, será mejor que no sigas leyendo. ¡Atención Spoilers!

Un drama familiar con tintes shakespirianos, enfrentamientos entre bandas de moteros (criminales y asesinos), secuencias de acción a raudales, persecuciones a dos y cuatro ruedas, explosiones, elevadas dosis de violencia, montajes musicales a ritmo de Rock ‘N’ Roll al comienzo y al final de casi cada capítulo, multitud de cameos (de amiguetes y del reparto principal de 'The Shield' al completo), tatuajes de todos los tipos, duración excesiva de los capítulos a partir de mitad del viaje, masacre semanal de camisas rojas, flujo constante de entrada y salida de nuevos personajes intrascendentes, ataques de vértigo al borde del precipicio, no aprovechar la oportunidad de ser la heredera natural de‘The Shield', aplicar diversas modalidades de pago y, finalmente, un alargamiento contraproducente (pero justificado y comprensible) de la ruta recorrida. Para mí, estas son las principales señas de identidad de 'Sons of Anarchy'. Las que definen su andadura, tanto para bien como para mal, hasta finalizar en el satisfactorio 7x13 "Papa's Good". Y, todas y cada una de ellas, siempre han estado marcadas por los diferentes excesos del sello de Kurt Sutter.

Soy de los que lamenta que 'Sons of Anarchy' no se bajara de la moto en su mejor momento, pero al mismo tiempo, acepto las reglas del juego y comprendo que haya tenido que gastar hasta la última gota de combustible. Lo ideal hubiera sido que abarcara cinco temporadas y no siete, pero en televisión manda lo que manda. Y sólo hay que echar un vistazo a los números de esta última entrega para entender que FX haya exprimido la serie y retrasado la línea de meta todo lo posible. "Papa's Good" fue visto por 6,4 millones de espectadores (4,2 millones en la franja comercial) que suben un 44% hasta los 9,26 millones (6,07 millones) sumando los datos del Live+3. 'Sons of Anarchy' se despide marcando máximo histórico y eso es algo que está al alcance de muy pocas ficciones. Además, estos trece episodios han promediado 7,54 millones (5 millones), convirtiendo a la séptima ya no sólo en la más vista de toda la serie, sino de los 20 años de historia de FX. Un récord que evidencia una vez más su gran tirón entre el público americano y que, como vengo diciendo, justifican y hacen compresible el estiramiento. Ahora bien, inevitablemente esta circunstancia ha repercutido de manera negativa en el nivel (y en mi balance general) de la serie.

La séptima temporada me ha demostrado que, a estas alturas, el depósito de la serie estaba prácticamente seco y que el secreto de Gemma (y Juice) era la última gota que quedaba por exprimir. De ahí que los diez primeros capítulos me pareciesen la nada más absoluta. Un popurrí de aventuras variadas (en plan caso de la semana) de este grupo de criminales y asesinos, pero sin ningún tipo de propósito más allá de hacer tiempo para retrasar el empleo de la última gota en el depósito. Las ansias de venganza de Jax, basadas en una mentira, servían de excusa para dar vueltas una y otra vez sobre lo mismo: SAMCRO enfrentándose o aliándose contra quién fuera (chinos, negros, irlandeses, otros negros, policías, pasteleros, proxenetas, etc.). Un sopor en que los camisas rojas iban amontonándose en la pila de cadáveres, mientras Kurt Sutter gastaba los billetes de "estrella invitada" que todavía tenía sin usar. Marilyn Manson, Courtney Love, Lea Michele, etc. Eso sí, el último ticket era para el único miembro del "Strike Team" que todavía no había realizado la visita de rigor. Respecto a la (doble) aparición de Michael "Vic Mackey" Chiklis, todo un puntazo que lo reservara hasta este momento. Y encima empleándolo para ondear la bandera a cuadros.

Esta transición, hasta llegar al chivatazo de Abel, podría haberse aprovechado para profundizar en los diferentes miembros y conflictos internos del club. Por ejemplo, sacando partido a que Jax, al final de la temporada anterior, estuviese a punto de abandonar a sus "hermanos" para fugarse con Tara y los pequeños. En vez de eso, Sutter optaba por dejarse de líos y allanar el camino hacia un final feliz que hace unos años era impensable. Edulcorándolo todo con unas excesivas muestras de amor y lealtad dentro de una hermandad que hace no mucho estaba a punto de ebullición. ¡Qué tiempos aquellos! Además, nuevamente ningún miembro ha evolucionado notablemente o jugado un papel fundamental. Siendo la tortura y muerte de Bobby la aportación más significativa en este frente. Y eso que cualquier otro podría haber ocupado su sitio. En cuanto al resto... Chibs y Tig gozaban de una trama personal: sus aventuras amorosas con la nueva sheriff y Venus. Y poquito más, la verdad. No me olvido de Juice, pero tampoco me voy a poner a repasar sus pucheritos o las veces que... bueno, Marilyn le visitó en la celda. A todo esto, la serie ha terminado y sigo sin saber qué pintaban y cómo se llamaban dos de los integrantes principales de la pandilla ("el gigante y el enano"). ¿Cuántas líneas de diálogo han tenido desde que llegaron a Charming? Pues eso.

Como no podía ser de otra manera, Jax ha sido la atracción principal del parque. Una atracción desatada y que ha rodado sin frenos. Hasta el punto de bajarse de la moto con más cadáveres en su haber que el propio Dexter Morgan. Uno de los principales excesos de Kurt Sutter siempre fue su predilección por matar personajes aleatorios, pero esta vez se le ha ido de las manos. La facilidad para apretar el gatillo por parte del verdugo de turno (no sólo Jax), también es equiparable a la manera en que los principales "villanos" iban cayendo. Enemigos temibles e imbatibles en un principio que mordían el polvo como si nada en cuanto Jackson creía oportuno acabar con ellos. Una matanza desproporcionada que acababa siendo justificada en base a un oportunista plan para limpiar las calles de violencia. Dicho esto, destrozado por la pérdida de su mujer y dispuesto a sacar finalmente a sus hijos de este mundo de caos, el último viaje de Jax me ha convendido en el ámbito familiar. Bastante más que en el profesional. Sobre todo, desde el momento en que el conflicto principal de la temporada, por fin, entraba en escena y el protagonista no tenía más remedio que hacer lo único que sabe. Arramplando, de paso, con Unser y Juice. La muerte de Gemma fue emotiva, pero no entiendo la decisión de rematar el penúltimo episodio con Jax acostándose con Wendy. Me resulta incompresible que Sutter decidiera dilapidad parte del clímax emocional del momento más esperado de toda la serie. La última gota del depósito de 'Son of Anarchy'.

El patinazo al final del 7x12 "Red Rose" hacía que me la jugara al todo o nada en la última curva. Por suerte, y admito que también con cierta sorpresa, el 7x13 "Papa's Good" me dejaba un muy buen sabor de boca. Un capítulo bien escrito y realizado que ofrece un desenlace coherente y satisfactorio. Nada de innecesarios fuegos artificiales o giros de última hora. Mucha despedida emotiva, agradecidos homenajes (incluido uno muy shakespiriano) y las dosis suficientes de excesos por parte de Sutter. Un desenlace que acaba con los pequeños Teller, al cuidado de Wendy y Nero, alejándose de su padre y dejando atrás ese mundo de caos. Un mundo en el que Chibs acaba portando el parche de presidente y Tig como su mano derecha, mientras Hamlet Jax aceptaba pagar sus pecados derivados de los gajes del oficio. Eso sí, después de ocuparse personalmente de todos los cabos sueltos (IRA, Barosky y August). Finalmente, una caravana policial en la retaguardia (el último exceso-gustazo de Sutter), una bandada de cuervos en el aire y un gran tema musical de fondo (que va directo a mi colección privada de "los últimos temas") acompañaban la marcha fúnebre del Príncipe Rey de Charming. Con el riachuelo de sangre de Jackson Teller se ponía el punto y final a este viaje de siete temporadas. Mentiría si dijera que voy a echar de menos 'Sons of Anarchy', pues el recorrido ha sido más que suficiente. Un recorrido con demasiados altibajos y bastantes contras, pero del que prefiero quedarme con la inmensidad de grandes momentos y ratos que me ha hecho pasar frente al televisor. Por eso, y a pesar de las últimas temporadas en la reserva, recordaré con aprecio a una de las series más badass que ha dejado la pequeña pantalla.

Hasta siempre, SAMCRO.

Después de un 2013 en el que HBO sólo estrenó tres comedias ('Family Tree', 'Hello Ladies' y 'Getting On') y ningún drama, este año, el canal (que no es televisión) se ha puesto las pilas en el apartado de novedades para mantener su puesto en el trono de la ficción mundial. Un trono codiciado por una competencia cada vez más dura, numerosa y variada. A los rivales de siempre (véase Showtime, FX o AMC), ahora además tiene que tener en cuenta a los nuevos jugadores de la ficción americana, con Netflix a la cabeza. Por lo tanto, después de patinar con las novedades de 2013, no podía permitirse el lujo de ceder más terreno ante los aspirantes que pretenden derrocarle. Y, en consecuencia, el resultado es que 2014 ha sido (y sigue siendo) un gran año para HBO.

Algo que queda reflejado, de manera objetiva, con los 19 premios Emmys que obtuvo en agosto, siendo una vez más la Network con mayor número de galardones. A los que hay que sumar, desde hoy mismo, las 15 nominaciones para los Globos de Oro que se entregarán el próximo 11 de enero. De sobra es sabido lo importante que es este tipo de reconocimiento (casi tanto o más que los ratings) para que HBO pueda seguir vendiendo a sus suscriptores (y al público en general) que sigue mereciendo la pena pagar por el servicio más caro de la televisión americana. Por lo tanto, ha cumplido con uno de sus objetivos principales de cada año. Uno que casi diría que es una obligación y un requisito imprescindible para seguir siendo el ocupante del trono de la mejor ficción.

HBO ha ofrecido seis novedades a lo largo de 2014: dos dramas (una antología), dos comedias, una miniserie y una tv-movie. Las dos últimas, 'Olive Kitteridge' y 'The Normal Heart', han cumplido nuevamente con su condición de garantía para que HBO siguiera mandando (un año más) en la categoría de miniseries/tv-movies. Nada nuevo en este frente. En cuanto a los títulos de largo recorrido, lo primero que hay que destacar es que los cuatro regresarán el año que viene con sus respectivas segundas temporadas. Nada que ver con la suerte que corrieron las novedades del año pasado, donde sólo 'Getting On' consiguió pasar el corte (y gracias), mientras que 'Family Tree' y 'Hello Ladies' fueron canceladas, aunque esta última al menos ha podido despedirse en condiciones gracias a un capítulo especial emitido recientemente.

Por el contrario, 'Looking' y 'Silicon Valley' han roto la mala racha de las series de media hora del canal. Si es verdad que la primera ha pasado bastante desapercibida como acompañante de 'Girls', dejando escapar más de la mitad de su audiencia y congregando menos de medio de espectadores, la segunda ha sido ese pelotazo que HBO llevaba tantísimo tiempo persiguiendo. No tanto porque haya conseguido rascar nominaciones a mejor comedia en los Emmys y Globos de Oro, eso es algo que 'Girls' y 'Veep' llevan consiguiendo desde hace tres años, sino porque ha calado entre el público obteniendo cifras cercanas a los dos millones de espectadores en su primer pase. No recuerdo el logro extacto, pero me suena que hizo uno de los mejores arranques de una comedia HBO en muchos años. Marcando así la gran diferencia entre el 2014 y 2013 del canal.

Turno para los platos fuertes: 'True Detective' y 'The Leftovers'. Dos dramas que tengo la impresión que han estado en boca de todo el mundo; generando división de opiniones. Nada nuevo que decir a este respecto. Sin lugar a dudas, mis dos estrenos favoritos del año. Eso sí, todavía estoy dándole vueltas al orden. Sólo un apunte para entender la relevancia de 'True Detective' más allá de los premios y la crítica: mejores audiencias para un nuevo drama de HBO desde 2001 con 'Six Feet Under'. Por desgracia, 'The Leftovers' no puede presumir en esta línea. Después de una primera temporada con unos datos modestos, habrá que estar atentos a cómo evolucionan en la segunda, sobre todo tras pasar inadvertida para los votantes de los Globos de Oro. Realmente esperaba que rascara alguna nominación aunque fuera en las categorías de interpretación (Justin Theroux, Carrie Coon o Christopher Ecclestone). Si estos premios han pasado de Lindelof y compañía, siendo más proclives a reconocer a las novedades del año, en los Emmys mejor ni pensar.

Además de un gran año en el apartado de novedades, 2014 también ha supuesto un punto de inflexión para el canal (que no es televisión) por los finales de 'True Blood', 'Boardwalk Empire' y, dentro de muy poco, 'The Newsroom'. De esta forma, 'Game of Thrones', 'Girls' y 'Veep' quedan como las series más longevas de su parrilla actual. No me olvido de 'Getting On', dado que está en emisión actualmente, pero cuento con que su segunda temporada también será la última. Este remake de la serie homónima de BBC One está haciendo bloque con 'The Comeback', la comedia de Lisa Kudrow que ha regresado (nueve años después de su cancelación) para volver a marcharse (a tenor de los bajísimos datos de audiencia que está obteniendo). Sea como fuere, para el final he reservado la mención especial. 'Game of Thrones', con la emisión de su cuarta temporada, ha batido a 'Los Soprano' y se ha convertido en la serie más vista en la historia del canal. Una gesta por la que merece ser considerada la protagonista absoluta del 2014 de HBO.

PD: Próximamente comentaré todas las novedades que prepara el canal premium para 2015.
Esta noche FX emite el último capítulo de 'Sons of Anarchy', o lo que es lo mismo, va siendo hora de poner en marcha su Elección del Mejor Personaje. Ha sido comenzar a preparar la ronda, meterme en su ficha de IMDB y toparme con una lista casi interminable de personajes que, con mayor o menor relevancia, se han paseado por Charming a lo largo de estas siete temporadas. Evidentemente no me quedaba más remedio que meter la tijera a fondo. Al final he decidido que los candidatos sean los máximos protagonistas, junto a los secundarios más ilustres y la mayoría de "villanos" que han rivalizado con los de SAMCRO. Y, aun así, la elección de 'Sons of Anarchy' va a ser la más numerosa de entre todas las que han echado a rodar a lo largo de estos últimos años. Por supuesto, habilito la opción "Otro" y dejo abierta la puerta (a través de los comentarios) para que cualquiera me proponga añadir personajes que no han pasado el primer corte. Por último, también destaco que he optado por incluir a los protagonistas por sus apodos. Para no liar a nadie. Presentados los pormenores de la ronda, ya sólo falta elegir a nuestro personaje favorito.

ACTUALIZACIÓN: Votación cerrada. Resultados.

Para refrescar la memoria, comparto esta cuadro de la SAMCROpedia con casi todos los candidatos.



Recordad que todavía podéis votar a vuestros personajes favoritos de:
Tampoco olvidéis visitar la galería de los campeones con los resultados de las rondas finalizadas:
Hoy 5 de diciembre sale a la venta en nuestro país la primera temporada de Mr. Seldridge en DVD. Con este motivo, desde Universal me proponen un nuevo concurso. Uno que me parece un puntazo, la verdad. No Hay nada más “british” que la hora del té, así que me parece un regalo estupendo para hacer a cualquier seguidor de la ficción británica: dos teteras de la serie.

‘Mr. Selfridge’ nos sitúa en el Londres de 1909, año en el que el emprendedor, ambicioso y muy mujeriego Harry Selfridge abrió sus primeras galerías en la prestigiosa Oxford Street. Allí tendrá que enfrentar sus innovadores métodos de venta a la rígida sociedad británica, además de lidiar con su desbocada afición por el sexo opuesto. Actualmente Selfridges es la segunda mayor cadena del Reino Unido tras Harrods.

Esta ambiciosa producción se emite en más de una veintena de países alrededor del mundo. En España pudo verse en TVE. La serie cuenta con dos temporadas y actualmente se rueda una tercera que se estrenará en ITV en 2015. El protagonista de ‘Mr. Selfridge’ es Jeremy Piven.

El DVD de la primera temporada además de contener los 10 capítulos, todos disponibles tanto en versión doblada como versión original subtitulada, incluye extras como “Selfridge’s: antes y ahora” y un detrás de las cámaras para conocer cómo se rodó la serie.

Para conseguir una de las dos teteras de ‘Mr. Selfridge’ tan solo tienes que dejar un comentario en esta misma entrada o en la correspondiente del Facebook de Carrusel de Series, respondiendo a la siguiente pregunta: ¿Por qué otro papel (o papeles) recuerdas a Jeremy Piven?

REQUISITO IMPRESCINDIBLE PARA PARTICIPAR: No olvidéis dejar también vuestra DIRECCIÓN DE CORREO ELECTRÓNICO para que pueda contactar con los vencedores. Como siempre, inevitablemente, el sorteo es exclusivo para residentes en territorio peninsular.

De entre todos los participantes, los dos agraciados serán elegidos al azar y, a los pocos días, recibirán en su casa la tetera de ‘Mr. Selfridge’ sin gasto alguno por su parte. El sorteo finalizará el día 18 de diciembre a las 23:59 (hora peninsular española) y al día siguiente actualizaré esta misma entrada con el nombre de los ganadores. ¡Mucha suerte para todos!

ACTUALIZACIÓN: Los ganadores de una tetera de 'Mr. Selfridge' son Sara Bureba y Clementina del Bosque. ¡Enhorabuena a las dos! Muchas gracias a todos por participar.
'The Walking Dead' se marcha de parón hasta el 8 de febrero. Toca comentar lo sucedido hasta el 5x08 "Coda". Precaución con seguir leyendo si no vas al día. ¡Atención Spoilers!

Si digo que 'The Walking Dead' ha sido mi prioridad semanal durante este otoño (tras el final de 'Boardwalk Empire'), creo que resumo lo mucho que me ha gustado esta primera parte de la quinta temporada. Después del fantástico segundo tramo de la cuarta, estos ocho capítulos me han confirmado que la llegada de Gimple (con su particular visión y estilo) es lo mejor que le podía haber pasado a la serie y, sobre todo, a cada uno de sus protagonistas. Atrás quedan los tiempos en los que me daba (casi) igual el integrante del grupo de Rick que pasara a engordar el parte de bajas. Ahora, en mayor o menor medida, prácticamente me interesan todos. Pese a que sigo englobando en una categoría diferente a los Eugene, Rosita, Sasha o Tara de turno, es decir, los que llevan dibujada una diana en el pecho desde su primera aparición y que, por tanto, sólo es cuestión de tiempo que sean los siguientes en caer. Razón por la que me parece bien que se estén invirtiendo los recursos necesarios para seguir justificando su presencia, mientras la mayor parte de los minutos van a parar a los que, en principio, tienen garantizado el billete de largo recorrido. Los personajes intocables.

Siempre se ha vendido que Rick es el único "protegido" en 'The Walking Dead', pero la realidad es que, hasta ahora, varios protagonistas comparten esa misma categoría. ¿Os imagináis que mataran próximamente a Daryl? Las hordas de fans enfurecidos no tendrían nada que envidiar a los zombis de la serie. Y nombro al arquero porque creo que es el gran favorito del público. Otros como Michonne, Carl, Glenn, Maggie o Carol también considero que no corren ningún tipo de peligro. Por ahora, vuelvo a recalcar. De esta forma, y por muy espacioso que sea el remolque de Rick, el grupo de candidatos a "abandonar la serie" queda bastante reducido y eso limita el factor sorpresa. Además, desde la llegada de Gimple y a medida que el grupo iba ganando en interés y profundidad, tenía la impresión que la sensación de verdadero peligro estaba disminuyendo en torno a los personajes, tanto los que considero intocables como los que tienen muchas papeletas para no durar demasiado tiempo. Por ejemplo, la temporada anterior, únicamente cayeron Hershel y el Gobernador, dos que habían dado todo lo que tenían que dar y, por tanto, tenían las horas contadas.

Desde que ‘The Walking Dead’ arrancara por las calles de Atlanta, siempre se ha posado sobre la base del "nadie está a salvo". Como ‘Game of Thrones’ o, en su momento, ‘Lost’. Las muertes de Lori, Shane, Andrea, Dale e incluso la pequeña Sofia, dan buena prueba de ello. Este aspecto había sido descuidado en los últimos tiempos, pero en el 5x02 “Strangers”, Rick soltaba lo siguiente a Carl: “No estás a salvo. No importa cuanta gente haya alrededor, ni lo despejado que parezca el área, no importa lo que los demás digan, no importa lo que pienses… no estás a salvo. Sólo hace falta un segundo. Un segundo y se acabó. Nunca bajes la guardia. Nunca”. Toda una declaración de intenciones. Un aviso (más bien recordatorio) para navegantes que rápidamente se cobraba su primera víctima. Sin embargo, Bob, por muchos puntos que hubiera ganado últimamente, era uno de los de la diana en el pecho. Para volver a creer que (casi) nadie está a salvo en 'The Walking Dead' hacía falta un atrevimiento mayor. Y la muerte de Beth cumple con esta condición. Nunca llegó a ser un personaje intocable, pero me parece una baja muy relevante por varias razones. Golpe sobre la mesa (por sorpresa) que reactiva la base de "nadie está a salvo"; supone un mazazo emocional que servirá para seguir martirizando a los protagonistas; recuerda al grupo protagonista (y a los espectadores) que en este mundo, por mucha suerte que tengas, los planes no siempre salen bien.

Tras la muerte de Bob a mitad de trayecto, estaba cantado que no iba a ser la única baja del grupo en este tramo de la temporada y que la operación de rescate de Beth y Carol iba a cobrarse alguna que otra víctima más. Tal y como así era. Pero no esperaba que fuera la hermana de Maggie la elegida para ser la responsable de las lágrimas de sus compañeros. Reconozco que en mi quiniela previa al capítulo, Beth no aparecía ni en la lista de posibles bajas. Es más, hubiera apostado todo a que Tyresse y Sasha serían los siguientes en caer. Más allá de esta muerte, el arranque de la quinta temporada también me pillaba desprevenido en cuanto a la velocidad con la que se ventilaba las previsiblemente dos tramas principales: los caníbales de Terminus y la posible cura en Washington. Los primeros eran historia tras el 5x03 "Four Walls and a Roof", mientras que el componente esperanzador de la segunda se diluía tras la revelación de Eugene en el 5x05 "Self Help". Algo parecido a lo que terminaría sucediendo con el retorno a Atlanta. El hospital que irrumpía en el 5x04 "Slaptown" para convertirse en el epicentro de la acción, del mismo modo, tampoco duraba demasiado. Atrás quedan también los tiempos en que un refugio (véase granja o prisión) facilitaba aislarse de las amenazas exteriores por una buena temporada. Ahora no queda más remedio que deambular por carreteras y caminos infectados de zombis. Vayan donde vayan. Y eso me gusta... y mucho. Más que nada porque permite que el “nadie está a salvo” esté presente en todo momento.

Esta media temporada ha vuelto a estar estructurada de un modo atípico. De seguir así, pasará a ser la plantilla habitual de la serie y dejará de parecerme un punto a destacar, pero todavía me llama la atención el estilo elegido por Gimple para poder plasmar su visión intimista del relato. De forma que los tres primeros episodios eran corales y giraban en torno a la misma trama principal, los tres siguientes focalizaban la acción en un personaje o grupo reducido, mientras que en los dos últimos, una vez las piezas habían sido dispersadas y establecidas en las casillas oportunas, regresaba el modo colectivo para centrarse en los dos frentes que todavía estaban abiertos: iglesia y hospital. Es cierto que los capítulos que combinan a todos los implicados suelen garantizar mucha carnaza (e incluyen más zombis, dicho sea paso), pero eso no cambia que me declare partidario absoluto de las "paradas en el camino" para profundizar y dotar de matices y conflictos a personajes que, en muchas ocasiones, requieren de un empujón extra para ganar o recuperar en interés. Por ejemplo, algo así necesitan (y con urgencia) las dos incorporaciones de la temporada que siguen con vida. Noah y el sacerdote Gabriel. Seguro que les llegará su momento próximamente, como en este tramo les ha llegado a Tara y Abraham (no cuento a Rosita y Eugene), y en el anterior a Bob y Sasha.

El grupo de Rick sale aún más tocado que como estaba cuando comenzaron estos ocho capítulos. Han pasado de ser pasto para caníbales a terminar sin rumbo y con dos miembros menos en la familia. Por cierto, como sucedió la temporada anterior, Rick (al igual que Michonne y Carl) ha estado fuera de servicio durante tres capítulos seguidos y, además, esta vez se ha quedado sin una cita centrada exclusivamente en su figura. Señal de que la serie ha llegado a un punto en el que no teme reservar a su máximo protagonista. Algo comprensible, pues aunque Rick está cada vez más cerca de volar sobre el nido del cuco, todavía necesitaba de otro palo para dar el siguiente paso de gigante hacia el lado oscuro y llegar a un punto en el que nadie, ni siquiera Daryl, podrá pararle los pies. Un palo que llega con la muerte de Beth. Una vez más, me marco un merecido reconocimiento para el trabajo de Andrew Lincoln. Entre su buen hacer y el de los guionistas, ahora mismo, Rick Grimes es mi personaje favorito. Con diferencia. Siguiendo en esta línea, también merece la pena resaltar la transformación de Carol. Un personaje que hace tiempo que se desprendió de la diana para convertirse en uno de los más sólidos y con mayor tirón de todo el grupo. Una de las máximas responsables de que ‘The Walking Dead’ haya regresado al género de la supervivencia pura y dura.

Tras ofrecer una de sus mejores etapas, 'The Walking Dead' sigue afianzándose como una de mis series favoritas de la actualidad. Cierto es que de vez en cuando sigue marcándose algún capítulo defectuoso como el 5x07 “Dead Weight”, pero en líneas generales me quedo con que ahora mismo está sacando un gran rendimiento al potencial de su formato. Y, mientras tanto, continúa batiendo records en la televisión americana. Lo de serie más vista de la actualidad y de toda la historia del cable se le está quedando corto. Un fenómeno de masas que ya puede hasta con el fútbol americano.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Cabecera: Mindhunter

¡Súbete!

Honest Trailer: Stranger Things

¡Participa!

BSO: Narcos 3x10

TWITTERLAND

Calendario Estrenos 2017

En directo

Catálogos SVOD España